UGTconORGULLO 2021

Recordemos el origen de nuestro Orgullo: se celebra que, en la Nueva York de 1969, un 28 de junio, personas apaleadas habitualmente simplemente porque otros creían que podían hacerlo, dijeron basta. En las manifestaciones todos podemos ver gente vestida de diferentes temáticas recordando a quienes hicieron posible aquel primer movimiento. La fiesta ha sido desde entonces uno de los lenguajes que la comunidad LGTBIQ+ ha utilizado ante el rechazo, el odio y los golpes. Cuando alguien intenta que otra persona no sea feliz lo mejor que se puede hacer es precisamente serlo y demostrarle que lo es.

Pero la historia LGTBIQ+ es una historia humana, una historia sobre el miedo.

  • El que sientes cuando tienes entre 6-10 años y te das cuenta de que no eres como los demás o lo que crees a tan corta edad que se espera de ti.
  • El que sientes cuando eres adolescente y empiezas a tener sentimientos que te dice la sociedad que no son correctos.
  • El que sientes cuando ves cómo agreden verbal y/o físicamente a otras personas como tú, si no a ti mismo.
  • Y por último, cuando ya has reunido la fuerza suficiente para enfrentarte a todo e intentar ser feliz, el miedo que aún sientes a ser perjudicado en tu entorno laboral o a perder tu puesto de trabajo, algo sagrado que todos necesitamos para vivir las vidas que la naturaleza nos ha dado al nacer.

El lugar de trabajo es parte fundamental del desarrollo personal y, por tanto, es imprescindible que todas las personas se sientan plenas en él para mostrar todas sus capacidades, en beneficio propio, de los demás y de la empresa a la que pertenecen.

Tu derecho al trabajo es un derecho que la Constitución española y la UE protegen y que debe ser defendido.  Lo que no es un derecho es insultar, menospreciar, humillar o utilizar palabras hirientes con intención peyorativa en el lugar de trabajo. Lo que no es un derecho es perjudicar las carreras profesionales de las personas por su naturaleza. Nadie tiene derecho a convertir el lugar de trabajo en un sitio desagradable o incómodo para otras personas en vez de un lugar de creación de negocio procedente precisamente de la diversidad.

Quienes quieren marginar, esconder, invisibilizar o tapar las realidades de estas personas siempre tendrán en frente a UGT. Nuestro lema centenario es “La unión hace la fuerza”, nunca mejor representado que en las largas siglas que contiene este colectivo, porque en realidad no es uno sino muchos, unidos por las ganas de querer vivir las vidas que les corresponden en paz con todos los demás.

Nunca vamos a dejar de luchar, proteger, amparar y acompañar a todas las personas de estos colectivos en el ámbito de sus derechos laborales, que son los mismos que los de todos los demás, ni uno más, pero sobre todo ni uno menos. Consideramos que la negociación colectiva y la acción sindical son pilares fundamentales para lograr la igualdad real de todas las personas que forman los diversos colectivos englobados en las siglas LGTBIQ+ en nuestra sociedad.

Por todo ello, UGT manifestamos claramente y con toda rotundidad que no vamos a permitir que nadie pase miedo en el ámbito laboral, allí donde estemos.

Sin duda, desde aquella a este 2021 hemos avanzado mucho, paso a paso, y cada uno de ellos ha costado mucho esfuerzo y sufrimiento, pero aquí está UGT una vez más para apoyar a todas las personas de estos colectivos. Es el día de celebrar con emoción, firmeza y por supuesto fiesta, los y las que podemos hacerlo, y nuestro Sindicato estará ahí por quienes no pueden bajo amenazas de despido, cárcel o incluso muerte en otros países.

Contad con UGT siempre y feliz Orgullo 2021!